Orange compra Jazztel ¿Y ahora qué?

Publicidad

La pelea entre las tres grandes empresas de telecomunicaciones que operan en nuestro país por conservar su liderazgo y escalar posiciones continua, dejando en el camino a las pequeñas compañías que se afanan en hacerse un hueco en este espacio de redes y antenas.

Dos meses después de que Vodafone comprara Ono por 7000 millones de euros fortaleciendo su posición en banda ancha y televisión por cable, ha llegado el turno de Orange y Jazztel. Esta última ha recibido una suculenta oferta de su hermana mayor en forma de OPA amistosa del 100% tras meses de revolotear, y ofrece pagar 13 euros por acción. Jazztel, que ya espera ser seducida, se ha mostrado altamente complacida y comprometida a aceptar, aunque pudieran surgir otras ofertas siempre y cuando Orange las mejorara.

Jazztel-Orange

Dicha complacencia de la española no es difícil de entender si nos ponemos el traje de directivo y recibimos, a nombre de Leopoldo Fernández Pujals, más de 400 millones de euros como resultado de la operación.

Pero ¿qué consecuencias puede tener esta jugada para el mercado de las telecomunicaciones y sus consumidores?

Situación del mercado de las telecomunicaciones ahora

 

  • Orange pasa a convertirse en el segundo operador de banda ancha, y se afianza como el tercer operador de telecomunicaciones en España con 3 millones de clientes de Internet y unos 15 millones de telefonía móvil.
  • Al cuarto operador Yoigo, le atañe y mucho esta compra, ya que también figuraba en los planes de Orange y finalmente ha quedado descartado no sólo de la compra, sino también de ser la compañía que suministre red móvil con 4G a Pepephone, ya que la OMV cesó sus negociaciones con Yoigo por el retraso en la concreción de acuerdos y decidió comenzar a trabajar con Movistar. Por lo tanto, el panorama para la filial española de la sueca TeliaSonera no es nada favorable y deberá buscarse otros aliados para no quedarse descolgado.
  • Lo más positivo de la compra de Jazztel para Orange es el despliegue de fibra óptica y su velocidad simétrica de 200Mb, hecho que le permitirá competir con su dos homólogas previendo alcanzar los 10 millones de hogares en 2017, frente a los 15 del gigante Telefónica para el 2015 y los 9 de Vodafone.
  • Orange pretende ahorrar 1.300 millones de euros y dentro de estos planes está la supresión de un máximo de 400 puestos de trabajo, ya que entre Jazztel y Orange suman 8.500 trabajadores y habría que evitar la duplicidad de puestos en los diferentes departamentos.
  • Según el equipo de HeplMyCash, la marca Jazztel terminará desapareciendo porque, a pesar de que en España es conocida, internacionalmente Orange tiene más peso y como marca Low Cost ya posee Amena.

Consecuencias para los consumidores

 

  • Según la portavoz de Facua, los efectos derivados de esta operación serán a nivel global para el conjunto de los consumidores, y no tanto para los clientes de Jazztel y Orange en concreto.
  • Jazztel ya utilizaba la red móvil de Orange, por lo que sus clientes no se verán afectados ni tendrán que cambiar de tarjeta SIM, por el contrario, sí se verán beneficiados de la cobertura 4G que ofrece Orange.
  • En caso de que Orange absorviera operativamente a Jazztel, indican las asociaciones de consumidores que los clientes tendrían que ser informados con 1 mes de antelación de cualquier cambio en las condiciones de sus contratos, pudiendo no obstante darse de baja de la compañía sin tener que pagar ninguna penalización.
  • En general, estos movimientos que están llevando a cabo las tres grandes operadoras de nuestro país, suponen una concentración en el sector que disminuye la competencia y por ende las opciones disponibles para los consumidores.

Pero tendremos que esperar para poder confirmar estos supuestos y hacer balance de las consecuencias.

Publicidad